Tork recuerda la importancia de este gesto para evitar infecciones

Con motivo de la reciente celebración del Día Mundial del Lavado de Manos, Tork recuerda la importancia de mantener una buena higiene para evitar infecciones. Hay que extremar las precauciones, sobre todo con la llegada del frío y la lluvia, ya que resulta más fácil coger los primeros resfriados y gripes, debido a los cambios de temperatura y a la permanencia en espacios cerrados.

Al respecto, Jorge Peñalver, Product & Market Manager AFH de SCA, añade ''una buena higiene de manos es crucial cuando el objetivo es mantenerse sano. Si las bacterias están en tu mano resulta muy fácil que entren en tu boca. En el baño, la cisterna, el interruptor de luz, los grifos y el pomo de la puerta son los lugares donde, a menudo, se concentran una gran cantidad de gérmenes. Un buen consejo para evitar tocar el grifo cuando se acaba de limpiar las manos es utilizar una toalla de papel para evitar un contacto directo''.

Tork recomienda usar jabón y lavarse las manos durante 15 - 20 segundos después de visitar el baño, sin olvidarse de los dedos gordos y las muñecas. Este gesto es tan importante como secarse las manos correctamente; por ello, lo mejor es utilizar una toallita de papel, ya que a diferencia de las de algodón, no contienen bacterias. Posteriormente, como medida de precaución extra, cerrar el grifo, apagar la luz y abrir la puerta con una toallita de papel.

''Tanto en las toallas como en los secadores habitan los gérmenes. En el caso de la toalla, al secarse varias personas las manos en ella, queda húmeda y es un caldo de cultivo básico para los gérmenes. Por otro lado, el problema de los secadores es que extienden las bacterias al resto del entorno, con lo que quedamos expuestos a ellas'', explica Jorge Peñalver.

Existen unos 200 virus que causan gripes y resfriados. Los virus de los catarros y la gripe se extienden rápidamente por medio de la tos, los estornudos y el contacto con las personas u objetos infectados. Tork recomienda estornudar en la parte interior del codo o –aún mejor– en un pañuelo, y después lavarse las manos para evitar la propagación de la infección. También recuerda que se deben mantener las manos alejadas de la cara –los ojos, la nariz y la boca son caminos fáciles para que los virus entren en el cuerpo.

Los virus mueren rápidamente fuera del cuerpo, pero pueden sobrevivir en superficies como los picaportes de la puerta, teclados, interruptores, tapas y botones de ascensor durante más de 72 horas. Para limitar la propagación de la infección, es fundamental limpiar, a menudo, superficies que son manoseadas por una gran cantidad de personas a lo largo del día. De hecho, “se ha descubierto que las asas de las pequeñas neveras que hay en comedores comunes son las principales propagadoras de bacterias y virus”, comenta Jorge Peñalver.

Último número de la revista Limpieza Inform

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Si usted es suscriptor de la revista LIMPIEZA INFORM podrá leer el último número antes de recibirlo en sus manos, puede hacerlo aquí.